Campesinos anuncian movilizaciones en contra de cambios en energía

¿Te gusta? Aquí nuestras redes sociales:

agroindustria_12Integrantes de al menos tres organizaciones campesinas llegarán la próxima semana de todos los estados del país para realizar del 23 al 25 de julio una jornada de marchas en contra de las disposiciones de las leyes secundarias de la Reforma Energética, por considerar que atenta contra su patrimonio, que a la larga les quitará los subsidios a la electricidad y combustible, y que los deja en estado de indefensión ante las grandes compañías petroleras.

Alfonso Ramírez Cuellar, dirigente de El Barzón, Miguel Acundo González, de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala (CNPA) y Héctor Yezcas Torres, de la misma corriente pidieron también los dirigentes de izquierda, Andrés Manuel López Obrador, del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) y Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano, del Partido de la Revolución Democrática (PRD) unirse en un solo bloque con el sector campesino para revertir la Reforma Energética y sus leyes secundarias.

“Les pedimos homogeneizar planes y estrategias y actuar como uno sólo, que Cuauhtémoc y AMLO actúen como un solo bloque; los dos están peleándose por lo mismo, sólo se trata de homogeneizar estrategias”, argumentó Ramírez Cuellar.

Durante los tres días, las movilizaciones se realizarán en la Ciudad de México, a las 12 horas y partirán de tres puntos distintos: La Estela de Luz, el Ángel de la Independencia y la Diana, para llegar a la Secretaría de Gobernación.

En las marchas participarán productores de maíz, frijol, café y de todas las ramas de producción que se vean afectadas por las leyes energéticas. El dictamen de las leyes secundarias de la Reforma Energética que se discute en el Senado deja desprotegido al campo mexicano, a juicio de sus líderes, al plantear los subsidios focalizados a energéticos, incluir ambigüedades en la llamada “ocupación temporal” de las tierras y la protección al medio ambiente.

Para el líder de El Barzón, Alfonso Ramírez Cuellar, varias disposiciones de las cuatro leyes secundarias, principalmente la Ley de Energía, únicamente ayudarán a encarecer el precio de los alimentos, ya que se corre el riesgo de desaparecer los subsidios y las tarifas preferenciales para el sector.

En el caso del costo de la electricidad, los productores pagan una tarifa de 45 centavos por kilowatt y en caso de que desapareciera el subsidio, la tarifa llegaría hasta 8 pesos por kilowatt, lo que afecta principalmente a los agricultores del norte del país.

“Esto es imposible, la zona donde se producen los alimentos va a entrar en una situación de bancarrota”, advierte. También desaparece los subsidios a al diesel y gasolina para pesca, bajo el argumento de que estas medidas sólo benefician “a los agricultores ricos”.

La organización prevé que si desaparecen los subsidios se afectará al menos a 500 mil productores del país, además de que reducirá su capacidad de producción. Los líderes de los productores señalaron que las marchas que inician el próximo miércoles son una llamado a la “rebelión” y a promover la resistencia para que “el pueblo se levante de manera pacífica y tolerante.

 

Fernanda García Cruz. Sinembargo.com.mx. Lunes 21 de julio de 2014.