• 4 diciembre, 2020 4:27 AM

México, muy por debajo en producción de energías limpias en América Latina

¿Te gusta? Aquí nuestras redes sociales:

México está muy por debajo en la producción de energías limpias entre los países de América Latina, además de que los esfuerzos para avanzar en este campo se hacen a partir de trabajos individuales. Para el siguiente año se espera el desarrollo de 150 proyectos en el sector a través de los grupos de investigación de la Red Temática de Bioenergía, externó Agustín Castro Montoya, presidente de la misma.

Externó que apenas el mes pasado el gobierno federal asignó proyectos mediante concurso para la generación de propuestas de bioenergía con un presupuesto de 700 millones de pesos, con lo que se podrán impulsar investigaciones.

El investigador de la Facultad de Ingeniería Química de la Universidad Michoacana externó que apenas en diciembre tuvieron un congreso de la red, donde se hizo un balance de las actividades del año y se entregó el informe de los 150 trabajos de investigación en las diferentes aéreas de bioenergía, biogases, biocombustibles como bioetanol, bioturbosina, además biocombustibles sólidos como pelex o briquetas.

Añadió que además se presentaron trabajos sobre políticas en el sector y cómo implementarlas a nivel gubernamental, “las expectativas son muy interesantes, precisamente dentro de la red tenemos a un núcleo muy importante en el país que trabaja en esto”.

Recalcó que apenas hace tres semanas se anuncio a los que fueron ganadores de los consorcios de innovación en bioenergía que hizo el gobierno federal, “todos los ganadores de los clústeres a concurso son socios de la red, eso nos habla del impacto que la red va teniendo”.

Ante esto, las expectativas para el siguiente año, dijo, son que cada uno de los integrantes de la red esté liderando proyectos y sean quienes conduzcan el quehacer de la bioenergía en el país, pues celebró que este año “se publicaron los ganadores, son 700 millones de pesos para el desarrollo tecnológico en bioenergía”.

Detalló que a través de estos proyectos los grupos de investigación desarrollan trabajos sobre biocombustibles gaseosos como metano e hidrógeno, y otro grupo, sobre biocombustibles líquidos como bioetanol, bioturbosina y biodiesel, “todos son socios de la Red Temática de Bioenergía y la Red Mexicana de Bioenergía”.

La UMSNH participa en un clúster de desarrollo de bioetanol y biocombustibles sólidos, donde precisó que “los sólidos tienen una aplicación mucho mas pronta porque el proceso de producción de biocombustible sólido es relativamente más sencillo que cualquier otro y sus fines son más variados porque pueden ser desde uso casero, como suministrar un pelex o una briqueta a un boiler de tu casa o a una estufa, hasta el uso industrial para generar energía térmica o eléctrica”.

Dijo que si se hacía la comparación, “vamos abajo comparados con países como Brasil, que tienen mucha tradición desde los 70 en desarrollo de biocombustibles, en caso concreto de la caña de azúcar, pero en la última década se han desarrollado y aprobado las diferentes normativas para la promoción y desarrollo de biocombustibles en nuestro país, a tal grado que a inicios de 2015 Pemex adjudicó ganadores de proyectos que se comprometan a producir bioetanol a partir de 2016 para las primeras pruebas”.

A pesar del atraso, dijo que la investigación es mucho más fuerte de lo que se percibe, desafortunadamente mucho ha sido de manera individual y asilada, el objetivo de las redes es conjuntar esfuerzos para evitar errores, “para decir lo que yo hice, que ya no funcionó, y no lo hagan otros, y lo que vimos que funcionó contigo se aplique, aprovechemos la fortaleza de cada una de ellas de manera conjunta para tener un producto más fuerte”.

 

Juan Alberto Bustos Hernández. Cambio de MIchoacán. Lunes 4 de enero de 2016.