Cañeros salen con deudas en primera preliquidación.

¿Te gusta? Aquí nuestras redes sociales:

De los 580 productores de caña que recibieron la primera preliquidación por la cosecha vendida al Ingenio San Rafael de Pucté, en Quintana Roo, 210 salieron con deudas de entre mil a 70 mil pesos y el resto salió en “ceros”.

Benjamín Gutiérrez Reyes, presidente de la Asociación Local de Productores de Caña de la Confederación Nacional de Propietarios Rurales (CNPR), dijo que es un tema preocupante en uno de los sectores más importante de Quintana Roo.

Afirmó que la situación para la agroindustria cañera se espera complicada porque se estima que las próximas seis preliquidaciones sean en las mismas condiciones.

Explicó que el precio de la tonelada de caña se preliquida a 584 pesos mientras que en la zafra 2017-2018, se preliquidó en 689 pesos.

“Vamos a la baja con 104 pesos, tenemos todo el avío, fertilizantes, cultivos, herbicidas, todo lo está cobrando el ingenio y, mientras, estamos saliendo deudores”, comentó.

Reconoció que será difícil que se recupere el precio de la caña debido a que en Quintana Roo se tiene de los rendimientos por hectárea más bajos del país, que es de 60 toneladas por hectárea, mientras que en otros estados una hectárea rinde 140 toneladas.

“Ponle (que) no se recuperen los productores o queden a mano y los que tengan utilidades va a ser muy mínima. El precio del azúcar que tenemos en el mercado nacional por el bulto es de 515 pesos en promedio, cuando el año pasado en algunos lugares alcanzó los 900 pesos el bulto”, comentó.

Gutiérrez Reyes indicó que esa situación repercutirá directamente a los bolsillos de los productores, aunado al azúcar sobrante que hay en el país de 10.2 millones de toneladas de azúcar, lo que hace que se abarate el precio.

“Como los últimos dos años fueron los mejores pagados en 40 años en Quintana Roo, y todos los productores sembraron más caña, y en países como Brasil y la India dejaron de producir etanol, empezaron producir azúcar (pues) se satura el mercado. En las estimaciones van a seguir a la baja con 30% a la fecha”

Refirió que con mucho esfuerzo la liquidación final zafra 2018-2019, posiblemente alcance los 600 pesos por tonelada, mientras que el año pasado se liquidó a 790 pesos.

“Hoy trabajamos mucho en campo para ver si logramos un pago final de 600 pesos. El karbe es inferior en estas fechas. La zafra pasada teníamos 103. Hoy un karbe de 92.760, las cañas están acorchadas. Estamos en revisión, andamos trabajando con los comisionados, con las brigadas, pero sólo logramos subir 150 y 200 gramos diarios el karbe”, finalizó.

De Novedades de Quintana Roo. Jueves 10 de enero de 2019.

Dejar un comentario