• Dom. Nov 28th, 2021

Temor por un futuro cierre del Ingenio San Miguelito.

El ingenio Central San Miguelito podría cerrar sus puertas en dos años y dejar de moler después de más de 8 décadas de procesar la caña de los municipios de la región. Las principales causas son el crecimiento de la mancha urbana, baja molienda y constantes recortes de personal, lo que podría obligar al consorcio azucarero a cerrar la fábrica.

Debido a que grupo Beta San Miguel en la zona cuenta con ingenios como Central El Potrero en el municipio de Atoyac y Central Providencia en Cuichapa, podrían derivar la caña a esas industrias una vez que se determine el cierre definitivo de esta fábrica que en la última década procesa entre 400 y 600 mil toneladas en cada zafra.

La advertencia del cierre del ingenio lo dio a conocer personal de la empresa a representantes del sindicato de la Sección 26 durante el último recorte de 85 plazas de obreros, lo que ha generado incertidumbre, reconoció Carlos Luna Barradas, representante de la Alianza Azucarera, quien consideró que ante los problemas que enfrenta San Miguelito le quedaría una vida laboral de 2 años.

“A través de lo que se ve, puede cerrar este ingenio y la poquita de caña que quede la puede moler El Potrero o Providencia que son del mismo consorcio, este ingenio tiene más de 80 años, la mancha urbana nos está quitando cañales, por ejemplo ahí donde se encuentra la unidad habitacional El Cañaveral eran siembras de San Miguelito y la zona de Tapia también la mancha urbana está quitando cañales”, señaló.

Actualmente esta factoría azucarera tiene un promedio de 3 mil abastecedores de distintas regiones, hace más de 10 años cada zafra procesaba arriba de 900 mil toneladas, sin embargo los bajos rendimientos en campo, caña mal pagada, cobros excesivos de cuotas de las organizaciones cañeras y recortes de personal obrero, podría acelerar el cierre de esta fábrica que podría dejar sin empleo a más de 500 trabajadores entre sindicalizados y de confianza.